La voz de la Subbética

  • Diario Digital | domingo, 15 de diciembre de 2019
  • Actualizado 22:29

ESTAS ORDENANZAS YA MODIFICADAS ENTRARÁN EN VIGOR DE CARA AL PRÓXIMO AÑO 2020

El Ayuntamiento de Priego adapta una treintena de ordenanzas fiscales al lenguaje inclusivo

Han sido eliminadas de las ordenanzas algunas referencias a personas como discapacitado o inválido además de otros términos globales sustituidos por la determinación de género concreta

El Ayuntamiento de Priego adapta una treintena de ordenanzas fiscales al lenguaje inclusivo

Juan Ramón Valdivia, Presidente del Área de Hacienda y Mª Luisa Ceballos, alcaldesa de Priego, han dado a conocer esta mañana la modificación de 36 ordenanzas fiscales que se aprobará en la próxima sesión plenaria del Ayuntamiento. 

Esta modificación, que parte con la motivación de adaptar los textos de los documentos oficiales del Ayuntamiento al lenguaje inclusivo, también permitirá corregir los textos normativos con el fin de adaptarlo a la realidad de cada área.

El trabajo dio comienzo en el mes de julio cuando desde la Delegación de Presidencia se envió el requerimiento a los jefes de área para que aportaran sus modificaciones a los textos municipales que dependieran de su negociado.

Simultáneamente, y coordinado por la delegación de inclusión y por el Área de Ingresos, se inició el proceso de revisión de todos los textos para adaptarlos al lenguaje inclusivo siguiendo el patrón aportado por la Cocemfe (Confederación española de personas con discapacidad física y orgánica). Según el presidente del área de Hacienda, “la propuesta inicial era adaptar todos los reglamentos y ordenanzas fiscales del Ayuntamiento, sin embargo, vista la envergadura de los trabajos, se ha apostado por actualizar primero las ordenanzas fiscales y continuar en sucesivos meses con la actualización de reglamentos”.

Ceballos ha explicado que “existen términos que no son asumibles para una administración con un importante compromiso social como es la nuestra, el Ayuntamiento. Referencias a personas como discapacitado o inválido, han sido eliminadas de nuestras ordenanzas. De igual modo, el uso de términos globales para la referencia hacia las personas ha sustituido a la determinación de género concreta".

La modificación de ordenanzas de tracto anual con variaciones económicas fue llevada al pleno del mes de octubre siendo aprobado por unanimidad. A este pleno de noviembre irá la modificación del resto de ordenanzas (desde la 3 a la 39), con la única salvedad de las dos últimas ordenanzas aprobadas (40 y 41, para cajeros bancarios en la vía pública y para el uso del WC del Paseo de Colombia) así como de las ordenanzas 15, 22 y 27, sobre el transporte colectivo urbano, el aparcamiento en la vía pública - zona azul y sobre la recogida de animales en la vía, que deben ser revisados de manera completa al no adecuarse el texto vigente a la realidad de las necesidades.

Valdivia ha afirmado que “para nuestro equipo era fundamental este proyecto ya que, por una parte, mostramos nuestro enorme convencimiento sobre la necesidad de la institución municipal sea consecuente y proactiva en favor de las medidas para la inclusión, prueba de ello es el que hayamos creado la Delegación de Inclusión y vayamos a dotarla con presupuesto; y porque es el inicio de un nuevo mandato y es fundamental que los textos que regulan las tasas y precios públicos estén preparados para poder facilitar el trabajo de técnicos y concejales durante estos cuatro años”.

La modificación de ordenanzas ha pasado ya por la Comisión de Hacienda, en la que fueron aprobadas con la reserva a pleno del grupo socialista, y pasarán por el pleno el próximo jueves día 28. Si se aprueba sin modificación alguna, serán publicadas en el boletín de la provincia y si finaliza el plazo de exposición sin alegaciones, entrarán en vigor para el próximo 2020.

Sobre las ordenanzas con modificación de contenido, el concejal ha destacado que “era responsabilidad de este equipo de gobierno eliminar referencias a realidades que no se aplican en el día a día de las áreas. Esto, junto a la necesidad de ser un Ayuntamiento inclusivo al 100%, ha motivado al área de hacienda a acometer estos importantes trabajos que han implicado el trabajo de tantos concejales y técnicos municipales”.

Sin embargo, no todas las ordenanzas se han podido tramitar, ya que algunas deben quedar sobre la mesa dado el alto grado de modificación que necesitan. Es el caso de la Ordenanza reguladora de la tasa por la prestación del servicio de recogida, transporte, custodia, alimentación y sacrificio/incineración de perros, ya que esta debe ser reformulada al completo porque muchas de las prácticas recogidas en esta no se aplican en el Ayuntamiento de Priego; al igual que sucede con la ordenanza reguladora del aparcamiento en la vía pública (zona azul) y la ordenanza de transportes. Las tres quedarán preparadas para su mejor redacción y posterior aprobación en los próximos plenos, de cara a su aplicación durante los 4 años de mandato.