La voz de la Subbética

  • Diario Digital | jueves, 20 de enero de 2022
  • Actualizado 21:28

EL CONSISTORIO LUQUEÑO HA INVERTIDO CASI 160.000 EUROS EN LA COMPRA DE PARCELAS

La Junta invertirá 306.375 euros en la construcción de un nuevo Punto Limpio en Luque

La obra tiene un plazo de ejecución de cuatro meses y está financiada al 80% con fondos europeos FEDER.

La Junta invertirá 306.375 euros en la construcción de un nuevo Punto Limpio en Luque

El delegado de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Francisco de Paula Algar, acompañado por la alcaldesa de Luque, Felisa Cañete, ha visitado los terrenos donde se ubicará el nuevo Punto Limpio de recogida de residuos urbanos del municipio, en el que la Junta de Andalucía invertirá 306.375 euros, para dar servicio a una población de 3.200 habitantes.

Algar ha señalado la importancia de la construcción de este Punto Limpio, ya que “dota al municipio de una infraestructura adecuada que permite a la ciudadanía contribuir a una mejor gestión de los residuos que ella misma genera en su actividad doméstica y, en consecuencia, se protege la calidad del medio ambiente”.

Las obras, que están pendientes de licitación, tendrán un plazo de ejecución de cuatro meses, y la actuación está financiada al 80% con fondos europeos FEDER.

Por su parte, la alcaldesa de Luque, Felisa Cañete, ha agradecido su presencial al delegado y a la Junta de Andalucía por la inversión que se va a realizar en la localidad para la realización de este punto limpio: “Es una prioridad para nuestro Ayuntamiento el poder prestar este servicio a nuestros vecinos y vecinas. Por esa razón, tras llegar al acuerdo de realización del mismo con la Junta de Andalucía nos pusimos a estudiar la mejor ubicación para situarlo y se compraron 3 parcelas en el Polígono Industrial San Bartolomé por un valor de 159.720 € asumido íntegramente por el Ayuntamiento".

Equipamiento

El punto limpio de Luque contará con un muelle de descarga con tres contenedores para recogida de maderas, metales y restos de poda y jardinería, y un contenedor metálico para escombros, así como una zona exterior con contenedores para recogida selectiva de vidrio, textil, papel y cartón, y plásticos. Además, contendrá un área cubierta, con contenedores específicos para los residuos especiales y de aparatos eléctricos y electrónicos. Se emplearán bidones metálicos para medicamentos, tóner de impresora, radiografías, tubos fluorescentes y bombillas, aerosoles, baterías, pilas alcalinas y salinas, y contenedor específico para pilas botón.

Asimismo, se utilizarán contenedores de plástico para el depósito temporal de pequeños aparatos eléctricos, baterías, pequeños aparatos electrónicos, latas de pinturas, resinas, barnices, tintas y un depósito destinado a la recogida de aceites vegetales de origen doméstico y otro para aceites usados de motor. Incluso habrá contenedores para el depósito de monitores, televisores y grandes aparatos electrodoméstico, lavadoras, frigoríficos, equipos de aire acondicionado y una caseta de control.

 Algar ha recordado que “en un punto limpio municipal no se debe depositar residuos de origen industrial ni de otras actividades económicas, sean peligrosos o no. El punto limpio solo debe admitir aquellos que la normativa vigente en materia de residuos y la ordenanza municipal consideren residuos municipales”.

En los últimos años la Junta ha construido 12 puntos limpios en la provincia de Córdoba, y además del Luque está previsto construir otros en Priego, Fuente Obejuna y Montilla. La construcción de los nuevos puntos limpios en la provincia de Córdoba se enmarca dentro del Plan Director Territorial de Gestión de Residuos no Peligrosos de Andalucía 2010-2019, donde se recogen la gestión sostenible de los residuos, las acciones prioritarias de prevención junto con las actuaciones e infraestructuras encaminadas al reciclaje, la valorización material y el aprovechamiento energético, las mejores técnicas disponibles para gestionar los residuos lo más cerca posible de sus lugares de generación, y la responsabilidad compartida y participación de todos los agentes implicados.