La voz de la Subbética

  • Diario Digital | viernes, 03 de diciembre de 2021
  • Actualizado 01:19

Emproacsa y Aeopas preparan un Plan de Sequía que será trasladado a la CHG

Esta empresa provincial capta, potabiliza y transporta agua a 68 municipios y dos entidades locales autónomas de nuestra provincia, abasteciendo aproximadamente a 370.000 habitantes

panta
Emproacsa y Aeopas preparan un Plan de Sequía que será trasladado a la CHG

La Empresa Provincial de Aguas de Córdoba (Emproacsa), y la Asociación Española de Operadores Públicos de Abastecimiento y Saneamiento (AEOPAS) están manteniendo encuentros técnicos con el objetivo de minimizar los efectos negativos que la situación actual de sequía está generando y de buscar cómo satisfacer la demanda de abastecimiento de los municipios cordobeses.

En relación con esta colaboración, el presidente de Emproacsa, Esteban Morales, señala que “este trabajo se marca como finalidad la elaboración de un Plan de Sequía que será entregado a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir y que se prevé sea consensuado con la ciudadanía”.

Morales explica que “esta empresa provincial capta, potabiliza y transporta agua a 68 municipios y dos entidades locales autónomas de nuestra provincia, abasteciendo aproximadamente a 370.000 habitantes, que representan el 81% de la población, excluida la capital”.

“Por ello, como órgano responsable del sistema de abastecimiento urbano que atiende a una población superior a 20.000 habitantes, estamos en la obligación legal de redactar un Plan de Emergencia ante Situaciones de Sequía”, matiza Morales.

El también vicepresidente cuarto de la Diputación de Córdoba resalta que “ este documento, que en el mes de diciembre entrará en una nueva fase de participación para su mejora y enriquecimiento, tiene como fin determinar las acciones que se tendrían que activar en el sistema que gestiona Emproacsa en caso de que se produjeran posibles situaciones de escasez de agua”.

Según Morales, “esta aportación técnica nos permite contar con una herramienta de planificación y de control de la realidad que existe actualmente en la provincia de Córdoba, así como de prevención ante los diferentes tipos de alerta que pudiéramos encontrar en caso de sequía”.

“El Plan recopilará y ordenará la información básica sobre las demandas y valorará la disponibilidad de recursos, además de definir los estados de riesgo y activar las medidas especiales para mitigar los efectos de la sequía”, continúa Morales.

El presidente de Emproacsa apunta que “será un documento vivo que se revisará de forma constante para adaptarse a las circunstancias y necesidades de cada momento y que tendrá en cuenta las aportaciones de los colectivos, instituciones, asociaciones y grandes consumidores de agua de la provincia, a quienes invitaremos al proceso de participación ciudadana”.

Por su parte, el responsable de AEOPAS, Luis Babiano, añade que “sin concienciación no habrá solución al problema por muchas medidas que adoptemos. En gran medida, los operadores públicos lo estamos logrando a través de fuertes campañas de sensibilización y, sobre todo, con los procesos participativos de los Planes de Emergencia ante Situaciones de Sequía (PES)”.

Babiano apuntilla que “la situación actual es preocupante en muchos puntos de Andalucía, pese a haber avanzado en materia de planificación, prevención y coordinación, continuamos con la necesidad de seguir apostando por la mejora del suministro en algunas zonas, fundamentalmente del mundo rural andaluz”.

Tanto Emproacsa como AEOPAS vienen manteniendo encuentros mensuales para introducir aportaciones que permitan mejorar la gestión del agua. En este sentido, el organismo dependiente de la Diputación pone en marcha campañas de concienciación de ahorro de agua, de búsqueda y reparación de fugas, así como para la reducción del riego de zonas verdes y para el aprovechamiento de recursos hídricos alternativos.

Finalmente, ambas entidades establecen su compromiso con la celebración de un encuentro sobre sequía y agua urbana, un espacio de encuentro de gestores, administraciones, expertos y miembros de la sociedad civil.